Usted está aquí: HomeESPECIALESInnovadores“El Ingeniero técnico industrial es una pieza clave para consolidar el desarrollo económico de Canarias”

“El Ingeniero técnico industrial es una pieza clave para consolidar el desarrollo económico de Canarias” Destacado

Publicado en Innovadores
Valora este artículo
(3 votos)
La vida del ingeniero técnico industrial Aniceto González ha estado estrechamente ligada a  INSITECA INGENIEROS, empresa donde ha desarrollado toda su carrera profesional junto a su socio Evaristo J. González Luis, ambos impulsores del enorme desarrollo protagonizado por la firma en los últimos años. La vida del ingeniero técnico industrial Aniceto González ha estado estrechamente ligada a INSITECA INGENIEROS, empresa donde ha desarrollado toda su carrera profesional junto a su socio Evaristo J. González Luis, ambos impulsores del enorme desarrollo protagonizado por la firma en los últimos años.

 

 

Aniceto González sabe bien lo que es la profesión de Ingeniero Técnico Industrial porque ha desarrollado durante casi 20 años con su empresa INSITECA INGENIEROS proyectos industriales estratégicos para Canarias. Para este destacado empresario, defensor a ultranza de la innovación, la formación y las nuevas tecnologías, las empresas canarias deben adaptar sus estrategias para ser más competitivas y superar los problemas derivados de la condición de Región Ultraperiférica de la UE. Aniceto advierte, sin rodeos, la necesidad de apostar por la diversificación y por un nuevo modelo educativo que oriente más al graduado de ingeniería hacia la excelencia, el respeto a la profesión y hacia el cliente. Con respecto al futuro de la industria canaria, Aniceto González exige más voluntad política que se traduzca en una apuesta decidida por el desarrollo de un sector cuyo peso es marginal en la actual economía canaria.

 

 

 

CanariasCNNews

 

 

Desde niño, Aniceto González ya apuntaba maneras de ingeniero. Y desde que logró persuadir a los profesores de su pasión por las asignaturas técnicas y prácticas, se puso de relieve que aquel joven estudiante estaba llamado a ser uno de los más acreditados profesionales de la ingeniería técnica en Canarias.

 

A la hora de escoger carrera, Aniceto no se lo pensó dos veces y, después de hacer el servicio militar y con el apoyo de su novia en aquel entonces, inició su formación como ingeniero técnico industrial en Gran Canaria. Como él mismo cuenta, entonces “los recursos económicos eran casi nulos; y gracias a las becas y al ahorro económico de los trabajos que realizaba como electricista en una empresa durante los períodos de verano, me permitieron tener un colchón para soportar los gastos de mis estudios”.

 

Al finalizar la Universidad, Aniceto fundó en el año 2000, junto con su socio Evaristo J. González Luis (también ingeniero técnico industrial), la empresa INSITECA INGENIEROS, S.L.P., donde han logrado un altísimo nivel de especialización en la materia. Hablamos con él de los retos y las buenas prácticas que supone el desarrollo de proyectos industriales en el sector del combustible.

 

 

La promoción de un entorno de trabajo motivador es otra de las grandes preocupaciones de la empresa. Y junto a la formación del personal constituye otra de las apuestas de INSITECA INGENIEROS con el propósito de fomentar cada vez más la claridad de objetivos conjuntamente con el impulso de oportunidades de desarrollo profesional adecuadas a sus competencias. En la foto, una nutrida representación del equipo de INSITECA INGENIEROS (Aniceto González, segundo por la izquierda y Evaristo J. González Luis, primero por la derecha).

 

 

Canarias es una de las Comunidades Autónomas más exigentes en cuanto a regulación normativa en temas de seguridad y cuidado del medio ambiente. Y para estar a la altura de un mercado exigente y cumplir con la ley, INSITECA INGENIEROS, S.L.P. ha llevado a cabo durante estos años una serie de actuaciones internas que las empresas deben emprender para desarrollar sus sistemas de producción y servicio, a través de nuevas inversiones en I+D+i, más tecnología y una formación adecuada para sus trabajadores.

 

Así lo entiende el ingeniero técnico industrial Aniceto González, quien reconoce que, después de 16 años, cuentan con una de las empresas de referencia en Canarias dentro del sector. Como explica el propio Aniceto, INSITECA INGENIEROS es una firma que se ha especializado en la construcción de estaciones de servicios e instalaciones térmicas. Y sus actividades van desde la realización de lay out, proyectos de ejecución, gestión integral de proyectos industriales, direcciones de obra, control de obra, coordinación y supervisiones de seguridad así como gestiones de licencias ante las administraciones. Toda una secuencia que incluye también el resto de tramitaciones ante las administraciones públicas y el estudio de ofertas para licitación con las empresas especialistas del sector”, puntualiza.

 

 

Innovación, formación y nuevas tecnologías

Una vez más, la versatilidad del ingeniero técnico industrial se pone de manifiesto. De hecho, como asegura González, “desde hace un año y medio venimos apostando por el campo de la eficiencia energética concretada en la figura del auditor energético”. Consciente que para afrontar estos nuevos retos en un ámbito tan innovador como es el de la energía, la empresa INSITECA INGENIEROS se ha enfrascado en dotar a su personal con formación de primer nivel, realizando cursos en Madrid auspiciados por la Asociación de Eficiencia Energética A3E, de la que son miembros. “Consideramos que la eficiencia energética es un campo emergente y con un amplio recorrido de desarrollo en los próximos años, que va a dar mucho trabajo a todos los profesionales del sector porque está casi todo por hacer”, asegura Aniceto González.

 

 

Uno de los pilares de INSITECA INGENIEROS es la innovación. La empresa cuenta con una enorme experiencia en trabajos de construcción y reconstrucción de estaciones de servicos, convirtiéndose en una referente en Canarias. En la imagen, maqueta de una moderna estación de servicios en Adeje, Tenerife.

 

 

Uno de los puntos fuertes de la empresa INSITECA INGENIEROS es, como explica este ingeniero técnico industrial, la innovación. “Nuestra empresa se configura mediante una estructura horizontal y colaborativa, donde la apuesta por una mejora continua impregna cada actuación que emprendemos”.

 

La empresa apuesta también por la formación selectiva y la introducción de nuevos equipos y herramientas de software, que de acuerdo con el propio Aniceto, constituyen palancas que posibilitan el salto hacia el proceso de innovación y, en buena medida, hacia la excelencia empresarial.

 

Lo que diferencia a INSITECA INGENIEROS de otras empresas en el mercado es su decidida apuesta por las nuevas tecnologías. Aniceto destaca entre las iniciativas que ha llevado a cabo la empresa, “la intruducción en los proyectos del sistema BIM mediante Autocad Revit, dejando atrás al Autocad convencional. Cierto es que debe existir un período de transición donde ambos conceptos van a convivir, pero el nuevo software da un salto cuantitativo y cualitativo en el desarrollo de los proyectos industriales, siendo el resultado impactante”.

 

 

INSITECA INGENIEROS ha apostado por un nuevo modelo de estaciones de servicio más modernas, seguras y ecológicas.

 

 

Aniceto recuerda la época en que se trabajaba con el papel vegetal y toda la parafernalia que ello conllevaba. Los años 90 marcaron un antes y un después. Como describe Aniceto, “llegó Autocad, que rompió los esquemas de trabajo conocidos hasta ese momento, y rápidamente se hizo presente en los estudios de arquitectura e ingeniería, optimizando la elaboración de los proyectos y potenciando su presentación. Lo del sistema BIM supone otro proceso disruptor, como una tercera revolución industrial pero a escala de proyecto”.

 

Para este empresario, el compromiso por la innovación es una apuesta segura. “Vivimos en un mercado muy competitivo, con gente muy formada en determinados campos y el ingeniero de hoy en día no puede pretender saber de todo, aunque disponga de la base para profundizar casi en cualquier campo de conocimiento técnico”. Y añade: “Simplemente, no le da tiempo. Lo que te diferencia es ser realmente bueno en algún área de conocimiento que te permita competir con garantías en algún nicho de mercado”.

 

 

El reto: excelencia empresarial y competitividad

Covencido de que las empresas canarias deben adaptar sus estrategias para ser más competitivas, especialmente si son capaces de superar los problemas derivados de la condición de Canarias de Región Ultraperiférica de la Unión Europea, Aniceto González lo tiene muy claro: “Vivimos en islas y el ser una zona ultraperiférica lo dificulta todo, pero opino que básicamente es por la desconfianza endémica en nuestras propias posibilidades, lo que se traduce en incertidumbres más ficticias que reales”. 

 

 

Aniceto González reconoce que “La excelencia empresarial sólo se concibe desde la pasión por lo que se hace. El desarrollo de proyectos, tanto en su elaboración como en su ejecución, la definición de las soluciones técnicas, deben partir de la interacción de un equipo totalmente entregado y trabajando en sincronía”.

 

 

En este sentido, Aniceto recuerda que “hace unos cuatro años nos propusimos dar un salto y conquistar áreas fuera de las islas; el proyecto era apostar por un mercado en expansión como el marroquí. Fuimos a unas charlas que promovía la Cámara de Comercio amparadas en el desarrollo que supondría la terminación del muelle de Tarfaya, punto estratégico que uniría las islas con el país magrebí en tan solo una hora”. Este ingeniero técnico industrial recononce que “teníamos ilusión, pero era una aventura algo arriesgada y, en paralelo, nos llegaron noticias de empresas canarias que habían invertido y los negocios no prosperaron, llegando incluso algunas a la quiebra”.

 

La experiencia le ha servido a Aniceto para entender que “para poder desarrollar un proyecto empresarial con ciertas garantías es preciso contar con algunas certidumbres de las que algunos mercados, a priori atractivos, no disponen. En ese momento decidimos potenciar lo que conocíamos, nuestro mercado canario y extender nuestra presencia a toda su geografía, desarrollando nuevas oficinas técnicas que posibiliten desarrollar trabajos en todas las islas con plenas garantías. Esto no supone, por nuestra parte, renunciar a dar un salto a otro mercado. Es algo que nos atrae, pero entendemos que aún no se dan las condiciones para realizarlo”.

 

La clave del exíto de INSITECA INGENIEROS pasa fundamentalmente por su equipo de trabajadores. Aniceto lo explica mejor que nadie: “La excelencia empresarial sólo se concibe desde la pasión por lo que se hace. El desarrollo de proyectos, tanto en su elaboración como en su ejecución, la definición de las soluciones técnicas, deben partir de la interacción de un equipo totalmente entregado y trabajando en sincronía”.

 

Aniceto sabe que mantener motivado al equipo y trabajar en un entorno satisfactorio constituye uno de los pilares de la empresa. Por ello, confiesa, “me siento muy satisfecho de nuestro personal que, como bien ya he apuntado, además de ser muy buenos profesionales son grandes personas, gente implicada y responsable. Esto hace que disfrutemos del trabajo que realizamos, porque todos remamos en el mismo sentido y eso, de una forma u otra, se hace permeable a nuestros clientes, que respiran el valor añadido de sentirse en buenas manos”.

 

 

Modernizar el modelo educativo

Para este acreditado empresario es clave el papel que podrían llegar a jugar los profesionales de la ingeniería técnica industrial en el despegue, promoción y consolidación del desarrollo económico de Canarias. En su opinión: “Para un ingeniero es preciso implantar, dentro de su modelo de desarrollo empresarial, la diversificación”. Y reconoce: “Para poder subsistir en este mercado en el que estamos inmersos, donde impera la incertidumbre y la desconfianza, los ingenieros no sólo nos podemos quedar, como hace alguna década, con la realización de proyectos de una citada obra o industria; es preciso ir más allá, transformando la oficina técnica en una asesoría técnica, donde el cliente confíe sus gestiones e inversiones a un equipo de ingeniería, desde la búsqueda de alternativas, planificación de inversiones, gestión de licencias, retorno de inversión según el caso, etc. En definitiva, -apunta-, que el cliente se sienta arropado en todo el proceso”.

 

 

INSITECA INGENIEROS ha ofrecidio servicios a importantes empresas y entidades públicas y privadas en Canarias, con proyectos que van desde medidas de seguridad y protección contra incendio en naves industriales y establecimientos turísticos alojativos, proyectos de luz de obra, proyectos de electrificación en baja tensión para urbanizaciones, proyectos de instalación de depuradoras, proyectos de alumbrado público, proyectos de instalaciones de industrias (talleres en general, carpinterías de madera ó aluminio, entre otros), así como proyectos de instalaciones frigoríficas y de aire acondicionado, proyectos para actividades clasificadas, por solo citar algunos.

 

 

Sin embargo, Aniceto reconoce que han existido numerosos fallos en el modelo educatico para que el ingeniero técnico industrial ofrezca todo su potencial en el mercado laboral. “El mercado laboral es un gran gigante que no solo requiere formación en áreas de conocimiento; es preciso disponer de aptitudes muy finas, de inteligencia emocional, para enfrentarse al mundo de la ingeniería. Creo que, una vez más, falla el modelo educativo, lo cual se refleja luego en los procesos resolutivos del trabajo”.

 

Y tras reconocer que personalmente lo ha sufrido en sus propias carnes, Aniceto no se ensconde para poner sobre la mesa una pregunta: ¿Que podría hacer un técnico en una empresa, sumar o restar, una vez se ponga a disposición de la misma?

 

Su respuesta no deja lugar a dudas: “Desgraciadamente, por mi experiencia, la mayoría restan. Ellos no son los culpables habiendo cumplido con mucho sacrificio las pruebas exigidas por el modelo educativo. Con nosotros han trabajado, en muchas ocasiones, técnicos recién salidos de la universidad y sé que es necesario darles una oportunidad ofreciéndoles un tiempo transitorio de adaptación, hasta que  entiendan y asuman cual es su rol, no sólo en lo concerniente a sus criterios técnicos, sino en el trato dispensado al cliente”. Otro problema a resolver es, a su juicio, que es muy común decir que los recién titulados cuando empiezan a trabajar no saben por dónde caminan, pero, a su juicio, “creo que ahí entra el modelo educativo para que el salto no sea tan agresivo".

 

La experiencia le dice a Aniceto González que la humildad y el respeto a la profesión son dos cualidades que deben acompañar  al graduado cuando abandona la Univerasidad en busca de trabajo. Y aunque durante todo este proceso son tutelados por nuestros ingenieros senior, con años de experiencia, dado que un error puede poner en riesgo la pérdida de un cliente, Aniceto advierte que “es preciso enfocar que seguimos viviendo en un mundo de oportunidades, lo cual no es óbice para saber que la competencia es muy fuerte, tanto que en algunos casos me atrevo a tildar de salvaje”.

 

Y continúa: “Esto debe invitar a pensar que para salvar los obstáculos es imprescindible llegar con humildad al mundo laboral; al principio puede resultar duro, e incluso hasta decepcionante, pero todo lo aprendido, sobre todo de los fracasos, ayudan a que la persona vaya adquiriendo esas aptitudes que nombraba. Entonces, llegará el momento en que el mercado te considere lo suficientemente valioso y llegarán las buenas ofertas. Todo esto -reitera- siempre bajo el foco de la humildad, la vocación de aprendizaje y el respeto a la profesión”.

 

 

Más voluntad política

Con respecto a los retos que tiene Canarias para despuntar desde el punto de vista industrial, así de contudente se ha mostrado este ingeniero técnico industrial: “Bajo mi punto de vista lo que hace falta es voluntad política que se traduzca en una apuesta decidida por el desarrollo de un sector industrial cuyo peso es marginal en la actual economía canaria”.

 

Aniceto fue en este punto muy claro: “Se puede impulsar este desarrollo desde nuestras fortalezas: las energías alternativas y renovables y la eficiencia energética. Si se consiguieran crear sinergias entre un sector industrial capaz de ofrecer soluciones técnicas que permitan mejorar la competitividad y la diferenciación del motor productivo de las islas, como es el turismo, redundaría en un beneficio para toda la sociedad canaria”.

 

El destacado empresario ha puesto énfasis en el hecho de que “se puede y debe avanzar en la mejora del funcionamiento de las propias administraciones públicas, en su agilidad de respuesta, imbuida por el enorme entramado burocrático que posee y, que en muchas ocasiones, ralentiza enormemente la resolución de autorizaciones”. Asimismo, no ha dejado de referise a la voluntad de inversión de muchos empresarios canarios que se retraen ante las dificultades que encuentran en este aspecto.

 

 

 

 

Lejos de arrugarse, Aniceto se muestra seguro, incluso ha ido más allá en sus reflexiones para exigir que “es preciso encontrar un punto de equilibrio entre la protección del territorio y el desarrollo industrial”.

 

Concluimos la entrevista digital con el ingeniero técnico industrial Aniceto González pidiéndole un mensaje para los ingenieros técnicos industriales sobre la importancia de pertenecer al Colegio Oficial de Ingenieros Técnicos Industriales de Santa Cruz de Tenerife. Su respuesta no se hizo esperar: “Somos, sin duda, un gran colectivo. Unidos podremos permanecer bien posicionados en el mercado. Las continuas acciones formativas y el asesoramiento técnico, legal y económico, hacen que el desarrollo de la profesión esté más amparado y sea más preciso".

 

Y concluyó: “El Colegio no sólo está para el visado de proyectos. A mi juicio, se trata de un colectivo de profesionales que han contribuido y contribuyen al desarrollo de nuestra sociedad y que debe ahondar en las relaciones colaborativas entre sus miembros y otras entidades u organismos. Detrás hay una Junta de Gobierno que los avala, invirtiendo un tiempo altruista quitando muchas horas de sus familias para lograr las propuestas o ideas que se plantean”. 

 

 

 

 

 


5 de junio. Día Mundial del Medio Ambiente. ¿Sabes cuánto contaminas?

 

 

 



Construcciones CAMAN 
 
 

 



Plusultra

 

 

Contáctenos

  • Email: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.
  • Website: http://www.canariascnnews.com